sábado, 12 de enero de 2008

ALICIA


Alicia es peluquera y su profesionalidad lleva marcando peinados, a pesar de su corta edad, cuatro años. Dejó sus estudios para cuidar de su padre y cuando éste se recuperó, buscó un trabajo que le permitiera llevar algo de carne a casa. Los viernes son especiales, se sientan ambos frente a frente en la mesa de la cocina y sin mediar palabra saborean una tierna ternera mojada en lo que parece una salsa tártara. Brindan con vino tinto de la casa, él no le pregunta por su vida, ella le pregunta por su día sin obtener contestación. Levanta su copa y chocan sus miradas brillantes. Alicia recoge rápidamente las huellas del almuerzo feliz y regresa a la peluquería.
.
Los viernes por la tarde son los peores de la semana, arreglos de última hora, preparaciones para una emocionante velada, cubrir canas, cambios de color, cortes que dibujarán tendencias, sueños de melenas de revista. Mira el cuaderno de clientes y sabe que se le hará más tarde de las diez. A las nueve y treinta y tres entra una señora de abrigo de piel y mirando de arriba a abajo a Alicia le dice llamarse Cayetana de las Heras, quiere un cambio de look que no altere su estado elegante, exactamente que lo realce. Colocan cuidadosamente su abrigo en el armario, la envuelven en una bata blanca y la llevan a la zona de lavado. Alicia prepara tijeras, cepillos y secador mientras escucha las quejas de la señora sobre la temperatura del agua, lo ajustada que le han puesto la bata, los dedos punzantes de quién le lava el pelo y la toalla ardiendo que evapora la mascarilla. Entre disculpas le acompañan donde Alicia sonríe, pregunta al reflejo de la señora en el espejo si quiere una revista, ella responde que no.
..
- ¿Cómo lo quiere?
- Cómo lo voy a querer, ya te dije, que resalte mi elegancia. Lo más importante, tápame las orejas.
- No se preocupe. Corto por detrás, volumen en esta zona y raya a un lado. ¿Así le parece bien?
- Ni que fuera tan difícil, pareces tonta. Quiero la imagen de la foto de ese cuadro y tápame las orejas. No quiero que se vean. No las quiero.
- El peinado de la foto, no tiene nada que ver con su estilo y con lo que hemos hablado.
- Empieza ya de una maldita vez tu trabajo.
.
Dice que el aire del secador le quema y aún no lo ha enchufado. No te pases con las tijeras, tápame las orejas. Y Alicia ya no escucha, sólo ve un reflejo que grita, una boca moviéndose sin sonido en el espejo. Todo sucede muy rápido. Siente calor, arde el aire y sus maniobras de corte se truncan al llegar a la oreja, tiene miedo de no gustar. Abre la navaja y arranca las orejas, una a una, de la cabeza de Cayetana de las Heras.


.

19 comentarios:

Morfeo dijo...

A eso se le llama matar dos pájaros de un tiro.

1 - Cayetana no se podrá quejar de que se le vean las orejas.

2 - Alicia y su padre al menos tendrán de qué hablar en el próximo almuerzo.

Brisuón Çafrén dijo...

A medida que la leía sabía que cortaría las orejas a esa vieja bruja.(no puede usted evitarlo)

Los pelos empapados de sangre pegados en el suelo son terribles de limpiar. Imagino a la pobre Alicia allí de rodillas frotando el suelo aún.

Brisuón Çafrén dijo...

Ayer fascinado por la subrealidad de su relato acabé soñando que iba al dentista y una pequeña de tan solo 5 años me extraía un molar.

Hoy vuelvo a leer su escrito y me doy cuenta que lo leí mal.

Llevaba 4 años creando tendencia con sus peinados, no tenía 4 años.

Créame que ahora cobra otra dimensión, pero me sigue gustando.

ese dijo...

La cena de este viernes tendrá como primer plato "orejas de cerdo a la plancha".

sofia dijo...

MORFEO: el próximo almuerzo, supongo que será en régimen de visitas en la cárcel de mujeres, e ironías de la vida, le han dado la función penitenciaria de ser peluquera...lo lleva en la sangre.

BRISUÓN: jaja vaya película de terror se ha montado. Sí, 4 años de edad, es nuestra Amadeus Mozart de los salones de belleza.

ESE:, ...con lo que engorda.

NoSurrender dijo...

pobre Cayetana, ¡con lo sensuales que son las orejas! a mí me gusta que se vean, mira.

Besos!

sofia dijo...

total, no las usaba nada más que para llevar pendientes....ahora que se los ponga en ...



besos

Pejooe dijo...

Y lo peor es que sale ganando la desorejada, no tendrá que escuchar su voz y lo silencios de los demás serán justificados.

(me gustan tus personajes siniestros, me has quitado la patente pero leyendo estas cosas, da gusto).

JuanMa dijo...

Todos tenemos un límite, pero suele ser mejor seguir sin encontrarlo...

Besos, Sofía.

sadako dijo...

Por eso nunca voy a la peluqueria
Uno nunca sabe donde puede encontrarse con el peligro

sofia dijo...

jajaja madre mía Sadako, me has dejado en estado de shock, pues necesitas un buen corte!!!

Pejooe...noo, somos socios siniestros.

Juanma, pues es mejor conocerlos, porque luego pasa estas cosas, que otros los conocen mejor y quieren llegar a él por placer, lo de esta mujer era por placer.. muack

El búho rojo dijo...

Tomo buena nota... ya sé una frase que no debo decir cuando vaya a la peluquería... por si acaso...

Hada dijo...

me encanta!!(nueva lectora a la vista)

son buenisimos los comentario de tus lectores...tus relatos suscitan emcociones variopintas!

sofia dijo...

Así me gusta BUHO, que vengas con cuaderno y lapicero anotando jaja

Hada!! qué bueno leerte por aquí, gracias. Sí que son buenos sí... sois los mejores!


(qué eufórica me noto para ser lunes de larga semana, algo está tramando mi parte inconsciente)

Uno que perdío una oreja dijo...

Gracias Hada, no veas lo que nos los tenemos que currar, sino damos la talla viene Sofia con sus tijeras de peluquera afiladas y nos corta todas las letras.

d2 dijo...

Genial, simplemete genial. Gracias

Osiris dijo...

Gracias por el sacrificio... pero claro, vamos siempre con el tiempo justo...

sofia dijo...

no tiene porque darme las gracias. Tiene razón, soy una quejica...para sacrificio el del turco que quería pegar al de seguridad..ahora me doy cuenta que las barreras en toda una calle cortada...no la ponen por la inseguridad que les producimos los que podemos pasar por ahí...es porque nosotros estaremos más seguros por los que estan ahí dentro!!!..todos menos usted, claro...usted es de confianza...solo iba a un sarao...

sofia dijo...

Gracias D2