lunes, 4 de diciembre de 2006

Jo, Qué Día

He ido a la Comisaría de Policía, Departamento Expedición y Renovación de Documentos de Identidad, para recoger un pasaporte con el que viajaré a Birmania dentro de quince días:

La persona que aparece en la foto, no soy yo.

- Pero no lo ve?, esa mujer no soy yo ¡¡, por favor, deme una explicación, aún no he desayunado y el impacto puede hacerme desmayar.
- Espere, he debido confundir la numeración de recuperación.
- No, no lo entiende, el nombre completo es correcto, dirección, fecha de nacimiento, lugar de nacimiento..., lo confieso, soy yo...pero, la foto, esa imagen no es la mia....se ha debido pegar por error?
- Tranquilicese, no sé que ha podido pasar, no, eso es imposible, cuando se rellenan los formularios y se incluyen las fotografias, todo se guarda en un expediente completo, sin que papeles puedan mezclarse con los de otras personas y así se configuran y renuevan identidades.
- Papeles¡¡...., por favor consulte qué ha podido pasar para que de un día para otro una desconocida ocupe mi vida. Y averigue si me han puesto en otra, a ver si tengo la suerte de haber caido en mejores circunstancias y si es así déjeme vivir un tiempo con ese pasaporte.

Desapareció con una cara mezcla angustia mezcla gracia....
Yo cai con un resoplo sobre el asiento de espera...
tic tac.... tic tac

Por puro instinto, planté las niñas de mis ojos sobre las huellas de mi dedos, esas líneas espirales, blandas sobre la carne, indescifrables perpetuos dibujos que me configuran y pensé que ya no solo lo que me estaba pasando era un misterio, también el hecho de preguntarme ¿quien soy? era un dilema.

Perdida en el delirio de mis ideas, por llamada curiosa mi atención se dirigió a la puerta de entrada y allí plantada mirando paneles de información, recogiendo un número de turno de espera, estaba mi personalidad casual vistiendo un abrigo verde y taconeando desconocimiento se sentó a mi lado.

- Hola, no atiende nadie? aquí se recogen pasaportes?
- Si, pero creo que tardarán un rato, se les ha planteado un conflicto de identidad.
- Vaya, entonces lo mismo tardan toda una vida. Viajas pronto?
- No tanto como tú, esa maleta es para desaparecer de inmediato?
- En cuanto tenga en mis manos el pasaporte voy directa al aeropuerto, si. Marcho a Birmania de Viaje de Novios, ayer me robaron el bolso y con él todo un mundo de cosas importantes. He tenido que hacerlo todo con la máxima urgencia, intentando recuperar al menos lo justo y necesario. En cuanto a lo sentimental que llevaba, eso, ya no tiene remedio.
- Si, es un lujo que haya cosas que no nos puedan robar.

En fin, no podeis imaginar la tristeza que me vistió en ese momento, me sentí mendiga de forma inexplicable, como si me hubieran robado todo y nada, menos mi libertad. Y tuve la imperiosa necesidad de marcharme para vivir un tiempo con ese regalo que me habían dado, no tener que dar cuentas a nadie. Ser náufrago, errante, polizón, sin papeles..sola yo, mi ser e incomprensible identidad. Pero no quería dejar a esa chica feliz, con el malentendido y errar de mi vida. Asi que esperé, para solucionar todo de la forma más rápida posible.

- Ya está todo solucionado, creo...., puedes venir .- dijo la cocinera de nombres, firmas, huellas e imágenes.
- Me siento como una galleta, de esas con su forma de persona, recien parida del horno.... y estoy que quemo, no sé si mojarme en la mala leche que me estás poniendo
- Tranquila, ya es todo correcto, imagen e información, todo cuadra.
- Vaya, qué fácil,... me siento mejor, de repente se quien soy, gracias por darme lugar en este mundo
- De nada, ha sido un placer numerarla, ................piiiiiiiiiiiiii.......siguiente ¡¡ ..................el tressss .................
- Bingo
....
- Adios, ya te toca, que tengas suerte en coger ese avión a tiempo.
- Si, gracias, un placer conocerte
- Idénticamente

Mientras me ponía el abrigo, escuché de fondo la voz de la chica decir la frase típica que aparece alguna vez en la vida: "Oiga, la de la foto no soy yo y llevo prisa"
Yo espero no tener que volver a preguntarme nada de esto hasta dentro de diez años ...

4 comentarios:

El jugador dijo...

Qué curioso, hoy soñé que despertaba con otro rostro y que iba al médico diciendo: ¿No ven que no soy yo?. Y enseñaba el DNI, pero la foto que aparecía era la de otra persona.
He sentido una suerte de Déjà vu al leer tu conflicto de identidades burocrático.
Quizás sí que sea verdad, que tenga los sueños contaminados...

sofia dijo...

a mi me pasó..pero al entrar a consulta, era el médico el que no tenía cara o demasiada porque su intención era solo meterme mano :p
pues huyamos ¡¡a un lugar ventilado .. a dar "el golpe" yo ya tengo pasaporte .. y tú?

Murasaki dijo...

A mi me ha pasado con el DNI, con mi misma numeración dos persona distintas, cada una con su vida, en estremos opuestos de este país.

Me ha gustado tu nueva ventana.

Un beso

Isabel dijo...

Me parece que leerte cada dia es una de las mejores cosas que se pueden hacer...
Distraes,enganchas,desintoxicas,das un aire nuevo y original a la lectura...
Encantada,como siempre,de leerte...
Saludos...